Snot: La Estrella Fugaz

June 2, 2015

 Muchos recuerdan etapas en las que el metal tuvo significados determinantes para la vida de cada quien, y de cómo el metal cambió de una manera casi global dentro de la esfera creativa. Pero hay muy pocos que centraron su atención en la última parte de la década de los 90´s en la que el metal hizo una revolución denominada Nu Metal, criticada y odiada por muchos y seguida e idolatrada por otros tantos. Pero la verdad es que en este género, se pueden encontrar bandas con propuestas muy interesantes, bandas que se pueden codear con algunas del metal de antaño, bandas como Snot.

 

Snot tuvo su origen en Los Ángeles, en donde rápidamente se hicieron de un grupo de seguidores quienes se encargaron de manera casi inercial de acomodarlos en un lugar muy respetable dentro de la esfera metalera local. Y pues la verdad es de que la versatilidad y rapidez vocal de Lynn Strait, hace simplemente reventarte los oídos y dar ganas de saltar dentro de una gran rueda de Mosh, porque acompañada esta poderosa voz con una variedad de guitarrazos estridentes y controlados, sin mencionar el sonido organizado que tiene el bajo con los Beats de la batería, simplemente hacen una combinación explosiva para los fans de las fusiones de distintos ritmos.

Y pues en realidad, si se escucha su material, se puede dar un ambiente fiestero y de destrucción total, con una combinación de Hardcore, con ritmos Punketos y algunos un tanto más Funky, se tiene un concepto claro, simple, concreto y sobre todo bastante recomendable. Con temas como Stoopid, Unplugged, Joy Ride, My Balls, entre otros más, se reúne una compleja combinación de sentimientos al momento de escuchar su único material editado formalmente titulado Get Some, que fue recibido de una manera excelente por parte de los críticos y de los fans, quienes para ese entonces ya eran un número bastante cuantioso.

Y es que la verdad de este estilo musical que empezó Snot, es muy concreta en concepto, la simple idea de escuchar el disco, subir el volumen, acompañarse de otros amigos metaleros y con una hielera llena de cervezas, simplemente crean un panorama perfecto en el que el soundtrack brindado por Snot encaja a la perfección. En este punto es cuando los tatuajes playeros, las tablas de skateboarding, las gafas de sol, los grafitis y la intención de pasar un momento alejado de presiones, forman parte elemental en la vida de los escuchas que se adentren al mundo desinteresado que creó este cuarteto californiano

 

Pero como es de esperarse, los buenos tiempos no duran mucho. En 1998 en un accidente automovilístico, Lynn Strait pierde la vida de manera trágica, sacudiendo a la sociedad metalera, quienes ya se habían hecho a la idea de que Snot haría una carrera importante y longeva en la historia del metal. Con 30 años de edad Lynn deja un importante hueco en la evolución de la nueva oleada de bandas metaleras que en ese momento ya eran bastante numerosas. Y en este punto, solo quedaba dejar los proyectos futuros a un lado, ya que una etapa en la vida de esta banda estaba finalizando.

Posteriormente, un año después de la muerte de Lynn Strait, la banda lanzó un álbum a manera de tributo, en el que participaron bandas quienes compartieron escenarios y una vida de amistad con el cantante, bandas como Deftones, Slipknot, Soulfly, Limp Bizkit, Incubus, Sevendust, System Of A Down, Korn, entre otras más, dando como resultado un álbum post mortem bastante atractivo y emotivo para los fans de la banda.

Los miembros restantes de Snot vieron su futuro cercado para con el proyecto, pero encontraron alternativas y participaciones en diversas bandas como Amen y Soulfly, dejando así cerrado el episodio que comenzaron junto a Lynn Strait en 1995. Todo esto hasta el 2002 cuando los integrantes de la banda lanzan un álbum en vivo llamado Alive! para conmemorar la muerte de Strait.

Y la verdad es que Snot simplemente dejó un buen sabor de boca en la comunidad metalera, que a pesar de tener una corta participación en esta, dejó los cimientos para la elaboración de conjeturas y nuevas ideas sobre las bandas que tienen la intención de crear géneros aledaños al metal, con conceptos nuevos y técnicas que pueden rayar incluso en lo experimental, quedando de esta manera Snot como una leyenda, un proyecto, que como estrella fugaz, comenzó a moverse, irradió luz y llamas, y posteriormente se extinguió para pasar a la posteridad como un grupo lleno de una energía digna de admirarse.

En conclusión, Snot es una banda que simplemente llegó para quedarse, ya que al pasar de los años, los nuevos metaleros pueden escuchar su material y quedar fascinados al notar la frescura y la energía joven con la que esta banda dejó sellados sus trabajos, y de nueva cuenta, concentrarse a voltear la mirada a Lynn Strait, quien hasta la fecha es un emblema de libertad y de la idea simple de poder pararse frente a una sociedad que funge como verdugo y decir: “Al carajo, este soy yo y no me importa lo que piensen”. Y si este sentimiento de resistencia que presentó Snot como banda sigue moviendo a estas nuevas generaciones que pueden tomar como bandera este slogan, se puede dar por sentado que Snot hizo una muy buena labor, y que de cierta forma, Lynn Strait pudo hacer las cosas de forma correcta, viajar a través del tiempo, dejar un legado digno de seguirse, tocar los corazones de numerosas personas, identificarse con multitudes a lo largo del mundo, y desde este punto de vista, logró de alguna manera, vivir para siempre.

Álbum Recomendado: Get Some (1997)

 

 

 

Please reload

el rapero Dharius se presentara en xalapa

May 21, 2020

Please reload

La puerta de los sabores.jpg

© 2013 - 2016, BurritoMOOD. All rights reserved

Credits. - Site by Sr. Pandda

AL CIELO

  • Grey Instagram Icon
  • Grey Twitter Icon
  • Grey YouTube Icon
  • Grey Facebook Icon
  • Grey Google+ Icon

Xalapa - Enríquez, México